Te damos un ejemplo: Un niño de 1 a 5 años necesita 500 mg de calcio al día, uno de los 14 a 18 se necesita 1100 mg, mientras que una persona de los 31 a 50 años necesita: 800 mg y los mayores de 70 años requieren 1000 mg al día. ¿Ves cómo van cambiando nuestros requerimientos conforme crecemos? 

Aquí verás otros nutrientes contenidos en la leche y que son de suma importancia tanto para un niño, como para un adolescente, adulto joven y/o un adulto mayor.

  • Calcio: Un vaso de leche aporta 265 mg de calcio aproximadamente. Además, este goza de una alta absorción, lo que lo convierte en una fuente importante para llegar a cubrir nuestros requerimientos. Este mineral, tTambién participa en la formación de huesos, dientes y es de suma importancia para el mantenimiento de una presión adecuada.
  • Colina: Nutriente que participa en las funciones cognitivas (aprendizaje y memoria).
  • Potasio: Se ha observado una relación inversa entre el consumo de potasio y el riesgo de síndrome metabólico ( combinación de una serie de síntomas que incluyen presión alta, cintura aumentada, colesterol alto, entre otros).
  • Vitamina D: Mantiene los niveles de calcio en equilibrio para maximizar la formación del hueso. ¿De algún hueso en particular o de los huesos, en general?

 

Fuentes:

Compartir:

Comentarios

Artículos relacionados

Suscríbete a
nuestro boletín
para novedades

Déjanos tus datos para suscribirte y recibe notificaciones de nuestras publicaciones.